Préstamos entre particulares

Préstamos entre particulares

¿Estás en aprietos económicos? ¿La banca no te ofrece créditos por estar en listas de morosos? Sabemos que tu situación puede llegar a tornarse desesperada. Entonces ves un letrero en la calle que ofrece préstamos rápidos y sin aval en la calle. Al llamar te ofrecen el dinero de manera rápida y crees tus problemas económicos terminaron. ¡Ten cuidado!

Muchas veces los préstamos entre particulares pueden traerte más problemas que beneficios. Muchos de ellos son usureros que se dedican a prestar dinero a personas en situación vulnerable a tasas extremadamente altas. Algunos inclusive crean métodos para hacer que los pagos sean casi imposibles.

Si bien existen personas que pueden ofrecerte dinero fácil y rápido y que no te estafarán el propósito de este artículo es que identifiques quienes tienen intenciones de dañar tu patrimonio que tanto trabajo te ha costado reunir.

¿Cómo son los préstamos entre particulares?

Los préstamos entre personas son teóricamente más simples que aquellos que se hacen con la banca tradicional. Simplemente te sentarás a discutir los términos con las personas que te otorgarán el préstamo. Después de que aceptes los términos te hacen firmar un contrato que contiene las estipulaciones del préstamo.

En general se dan en la forma de préstamos con aval. ¿Por qué te solicitan un aval? Porque saben que es probable que no les pagues el dinero a tiempo. El aval puede ser otra persona, que es muy difícil que logres conseguir o pueden ser propiedades, terrenos, automóviles o joyas. Los contratos suelen estipular que si no pagas a tiempo, pueden proceder legalmente en tu contra y adueñarse de estos bienes para poder obtener su pago.

Podría parecer que es más seguro que contratar algún servicio con algún banco, pero estos préstamos suelen implicar más riesgo. A veces suelen tener técnicas más agresivas para solicitar el pago, precisamente porque no cuentan con los límites legales que rigen el comportamiento de los bancos hacia sus clientes en mora.

Si bien logras conseguir un préstamo rápido puede tener riesgos para tu patrimonio como explicaremos más adelante. Se muy serio al solicitar este tipo de préstamos y en caso de que decidas que son la mejor opción no pierdas de vista las fechas en las cuales debes pagar las parcialidades o el monto total de la deuda.

Ahora en caso de que cumplas a tiempo y forma ten en cuenta que te deben entregar un recibo o un escrito en donde se compruebe que pagaste toda la deuda.

¿Conviene conseguir préstamos entre particulares?

Debes tener muy en cuenta todas las condiciones que estipulan antes de solicitarlos. Lee bien los términos y condiciones que te harán firmar. En general te recomendamos que desconfíes de aquellos que tengan tasas altas de interés. Pregunta todo lo que quieras saber, por ejemplo: ¿Qué pasará si me atraso un día en pago? Algunos comienzan acciones legales inmediatamente y no les importa si al día siguiente ya tienes el pago.

Ahora bien ten en cuenta que los préstamos entre particulares no se encuentran regulados por ningún ente financiero. Es por esto que pueden llegar a ser peligrosos, ya que nadie podrá defenderte en caso de un abuso. Algunos al no ver sus pagos en la fecha acordada pueden amenazar a tu familia, o bien comenzar a tomar acciones legales.

El principal problema son los préstamos que requieren aval. Si colocas tu casa o coche de aval, pueden comenzar acciones legales para quitarlos y con ellos pagar la deuda. SI bien en teoría deberían darte una parte del valor de venta, muchas veces se quedan con la totalidad de dinero y te dejan sin tus posesiones y con una rabia inmensa.